miércoles, 6 de febrero de 2008

Había que trasnochar


En Estados Unidos era el ‘supermartes’, pero el candidato estrella durante la pasada madrugada no fue ni Obama, ni Hillary, ni Mccain, ni Huckabee. Ni demócrata ni republicano. El 5 de febrero de 2008 quedará guardado en la retina de un 'superbaloncestista', Pau Gasol, que debutó con la camiseta de sus sueños, la de Los Ángeles Lakers, la misma de las estrellas que vio por la tele en su infancia: Magic Jonshon, Kareem Abdul Jabbar o Vlado Divac. La misma que la de su ídolo, Kobe Bryant No me lo podía perder, había que ponerse cerillas en las persianas para que el sueño no traicionara la intención de ver a un español de récord en la liga de los sueños, en una NBA cuya música no siempre es celestial, en una competición hecha para los mejores pero donde hay que tener suerte para caer en el equipo bueno. Pau la ha tenido y ya luce en los Lakers el dorsal 16, el de la fortuna que le ha hecho triunfar como la Coca Cola (Enmanuel dixit).

Media hora antes de que en Nueva York se conocieran los primeros resultados de las primarias, a eso de la una y media de la mañana en España, Pau Gasol saltó a la cancha, como poste alto, de titular, para enfrentarse a los New Jersey Nets. Hora mágica para los amantes de unas estadísticas cansadas de mirar siempre hacia el fútbol, la Fórmula 1, el tenis y el 9-M. La púrpura y el oro de los Lakers, vaya lujo, qué jugador tenemos. Habrá que aprender a dosificar el disfrute de esta época para rescatarla con sosiego el día que nuestros nietos nos pregunten quién era Pau Gasol. Les diremos que en su estreno lució por encima de Bryant. Por eso he dormido menos, para soñar más, como Pau, que nos ha regalado una enorme satisfacción. La barba está de moda en Los Ángeles.
photo by somos

Los Lakers ganaron a los Nets 105-90, con 24 puntos, 12 rebotes y 4 asistencias de Gasol.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Espectacular!!! (diarioas.es)
Inmenso (marca.es)
Grande (que.es)

Arwen dijo...

Ha debido ser uno de los días más felices de su vida... Cumplir sueños...

Arwen dijo...

Ha debido ser uno de los días más felices de su vida... Cumplir sueños...

Óscar dijo...

Para cumplir sueños hay que soñar, para soñar hay que creer en uno mismo, para creer en uno mismo hay que creérselo.

Gasol ha dado todos esos pasos, si no ayer hubiera sido otro el triunfador.