sábado, 16 de febrero de 2008

Mi doble


¿Dónde estaré? Me refiero a ese ser calcado a mí que aseguran haber visto en más de una ocasión por diferentes lugares, que ha osado meterse en mi existencia sin darle permiso y que no recuerdo haber visto jamás. Eres clavado a pepito; no me lo puedo creer, qué parecido tan asombroso tienes con mi primo, el hermano de la amiga de Raquel, aquel que nos invitó hace 15 años cuando tu padre no tenía barriga, yo no quería estar y tú acababas de empezar a ser mediocre… ¿Dónde estará?

Es complicado pensar en otro yo con similares características a las del agente pensante. Prefiero, quizá, no cruzarme nunca con él, ya que a lo mejor sacaba mi lado más salvaje y el instinto agresivo querría golpearle con rudeza hasta acabar con ese clon que resta autenticidad a mi lado físico. ¿Dónde está? No lo sé, ni me importa.
photo by somos

2 comentarios:

Arwen dijo...

Te advierto una cosa, me he encontrado con varios de mis supuestos dobles y no nos parecíamos en nada de nada...
Pero sí, mejor no saber por dónde andan.
Besos
P.D. No tiene nada que ver, pero menos mal que averiguaste quien era tu anónimo, hijo, que yo lo cacé a la primera y estaba ya... ;P Besos.

Óscar dijo...

Soy bastante torpe para identificar anónimos y para encontrar dobles, pero descanso.

:-)