jueves, 20 de marzo de 2008

El comentario de un ignorante (y II)


“Ojalá corten la señal de televisión”, rezaba esta noche el comentarista de la cadena SER que cubre habitualmente el desenlace de los partidos del F.C. Barcelona. El tal Manolo Oliveros, alentado por el director de ‘Carrusel Deportivo’, Paco González, suplicaba de esa forma tan poco populista que Audiovisual Sport (AVS), Grupo Prisa, consiguiera desenchufar el cable que permitía ver a través de las televisiones de la competencia el partido de vuelta correspondiente a las semifinales de la Copa del Rey. ¿Cómo es posible que vuelvan a caer en el mismo error?, ¿cómo es posible que la profesión, corporativista de por si, se convierta en correveidile de cuatro empresarios con intereses en el deporte del balón?, ¿por qué implicar al oyente o telespectador en una causa que no le corresponde defender?, ¿no le interesará más al ciudadano disfrutar sin pagar del partido de marras?, ¿AVS, Mediapro, Forta, etc. no son entes abstractos para los oídos y ojos de una persona que sólo quiere ver fútbol?

Es intolerable escuchar la sintonía de radio referida y asistir al constante bombardeo de quejas contra una empresa ajena a la voluntad del que oye tal sarta de ironías, sarcasmos, insultos encubiertos, juicios de valor corporativistas y deseos incompatibles con los de una audiencia que, si le dan gratis un partido por el que tendrían que haber pagado, lo lógico es que disfrute de la señal independientemente de que haya una o dos empresas afectadas. Pero no pueden convertir a los oyentes en cómplices de una causa que ni les va ni les viene; lo único que les podría ir es, precisamente, ahorrarse un dinero que, tal y como está la situación económica, no es moco de pavo.

Ya está bien de erosionar la inteligencia de una audiencia que, aunque heterogénea y dispersa, se compone de personas con un mínimo o un máximo de criterio cuyos oídos chirrían cuando escuchan similares incoherencias referidas a cuestiones perdidas susceptibles de ser defendidas con argumentos válidos en las instancias que corresponda, no en las ondas. El oyente no es un ignorante en manos del que pregona que ojalá tenga que pagar el partido que ve gratis. Es absurdo. Enriquezcamos la profesión y la salud de los que sintonizan fielmente un dial.

Muy buenas noches y saludos cordiales, que diría aquel.
photo by somos

*En octubre publiqué “El comentario de un ignorante” (http://elblogdeoscardelgado.blogspot.com/2007/10/el-comentario-de-un-ignorante.html)

2 comentarios:

sue dijo...

Hola Óscar,
Conocí tu blog tras un comentario que dejaste en el mío "http://sueroch.blogspot.com/".
Entre ambos puedo encontrar dos grandes diferencias: mientras que en el tuyo brindas reflexiones para la vida en la Tierra, es decir para la vida que vivimos con ella misma y sus circusntancias, yo en el mío ofrezco reflexiones y especulaciones sobre posibles realidades desconocidas, a las que quizá deberíamos prestarles algo de antención, aunque solo sea para labrar nuestra mente, crear filosofía o hasta literatura...

Me gusta, por tanto, tu aportación, ahora bien, respecto del artículo sobre la libre emisión de los partidos de fútbol... Creo que más conveniente es que animemos a la gente a practicar deporte, fútbol o cualquier otro, y animarlos también a que se desprendan de las pasiones y fanatismos que este deporte tal y como está plantado, propone... Porque es, volviéndo a los tópicos, el pan y circo de los Romanos y el ópio del pueblo según Marx. El fútbol representa la mayor distracción de nuestra sociedad y reduce el nivel de crecimiento de la maduración intelectual... Por lo demás... All right!
Un saludo,
sue!

Óscar dijo...

Creo que hay una virtud que está en medio que permite compatibilizar numerosas tareas a lo largo del día, como ver fútbol sin fanatismos, practicar ese u otros deportes, leer, soñar, cantar y reír. Todo es cuestión de organizarse mínimamente para que la representación porcentual de lo que hacemos sobre una tarta de 24 horas no se decante en exceso hacia ninguna de las actividades, más allá, lógicamente, del 33% que ya supone dormir.

Gracias por tu visita. Saludos