miércoles, 4 de junio de 2008

El 'bolírracho'


Está pringoso el bolígrafo con el que escribo estas palabras; tiene el poso pegajoso del que se ha apoyado sobre el cerco del cubata de la discordia, o bajo la copa de cerveza más alcohólica del mercado. Espectador de palco VIP en conversaciones amnésicas, tanto por el momento en que se producen como por los grados de alcohol que acumulan, resbala siempre entre asombros, alabanzas, quejas y súplicas hasta que, durante el monólogo final, se esconde antes de ser confundido con un palillo y ser arrojado sin piedad al cubo de vidrio reciclado en mil borracheras. No lo he probado, claro, pero el plástico que recuerda a una hipoteca lejana y cercana debe saber a oxígeno respirado, a cerilla encendida por tercera vez, a carcasa flambeada con mechero bic, a resaca antes de tiempo…

Detengo en este punto el escrito porque el puño se ha quedado atrapado en el mundo pringoso que lo rodea. La araña de la cordura lo devolverá a la realidad, suponemos.
photo by somos

3 comentarios:

AdR dijo...

Te felicito, me has dejado un mal sabor de boca como hacía tiempo que no tenía, y eso es bueno. Muy bueno.

Un abrazo

Óscar dijo...

De vez en cuando conviene rescatar escenas incómodas, no siempre tienen que ser agradables, de eso trata la reconstrucción de momentos que plantea este blog. Gracias. Un saludo,

Óscar.

AdR dijo...

Y por eso te felicito, está genial :)