miércoles, 30 de julio de 2008

Inciso


No me he ido a la playa, como rezaba el último post incluido en la bitácora, tampoco me he quedado sin ideas, ni sin memoria, ni sin el contenido cerebral necesario para entrelazar dos palabras seguidas con garantías de concordancia. Ha sido una semana intensa, propicia para presentar una recopilación de ideas lógicamente analizadas al servicio de la comunidad investigadora, para emprender proyectos aparcados, para renovar unas pilas utilizadas durante un período excesivamente prolongado.

Después de la pertinente recarga de baterías y de un cúmulo de circunstancias añadidas que no merecen ser mencionadas en este foro, retomo la ruta hacia la expresión escrita de recuerdos, momentos, vivencias y ocurrencias de distinto calado, bien sea en forma de artículos, reflexiones o relatos para entretener, informar, aburrir o emocionar a quien tenga a bien retomar las visitas que abandonó cuando el autor del blog decidió aparcar durante 8 días su producción.
photo by marga ferrer

2 comentarios:

AdR dijo...

¿Ves? Tú eres como yo, que no puedes dejar de pensar y escribir, y amar a lo que sea, yo que sé :)

Abrazos

Óscar dijo...

Es un problema, a veces. Pero es una satisfacción la mayoría del tiempo. Es tener el catalejo del detalle preparado para destripar el acontecer desde una versión sesgada, por supuesto, intimista y reflexiva. Saludos. Gracias por tu visita, siempre.

:-)